Os presento este post como caso de estudio con 8 consejos para mejorar el marketing gastronómico, válido también para cualquier empresa.

Recientemente he estado en uno de los establecimientos de la cadena The Good Burger TGB , una cadena especializada en hamburguesas perteneciente al grupo Restalia, creada a partir del desarrollo de las hamburguesas gourmet.

Tengo que comentar que no me une ningún tipo de relación con ellos ni con la competencia, más allá de la curiosidad del marketing en general y del marketing gastronómico en particular.

Para ponernos en situación, comentaros que fui un día entre semana, en un centro comercial antes de entrar a una reunión, por lo que iba buscando comer algo rápido y un poco distinto. Como es normal, en el centro comercial estaban la mayoría de las cadenas de comida rápida, incluyen un burguer king justo enfrente y un fosters con un cartel de hamburguesa black label.

Claro, cuando ves un argumento de venta de como The good burguer, y has visto la noche anterior Masterchef, te imaginas esa pedazo de hamburguesa, algo así como The home of the best burguer in The world. Como argumento de ventas para decidirte a entrar, perfecto, aunque después hay que gestionar las expectativas y complementarlo con un buen marketing gastronómico.

Cuando llegas a la cola y empiezas a ver la carta, lo primero que notas es que no hay menús al uso, y piensas que puede ser para que gastes más al pedirlo por separado, no lo entendí, pero pensé que sería una estrategia de marketing gastronomico.

Bueno, no hay menú, pero me pongo a buscar las burguers y sólo hay 6 tipos, y dos son la misma con la variante del Bacon y del resto nada sorprendentes, bueno, con pavo y pollo. Claro, para empezar me pedí la que se supone es la estrella TGB Burguer, la que lleva el nombre de la cadena, el “flagburguer”.

De expectativas ya iba regular, y cuando hago el pedido me dan un avisador, sorprendido piensas que la mejor hamburguesa del mundo lleva su tiempo y se hace esperar, pero cuando esperas más de 10 minutos y casi no hay cola de clientes, no te lo explicas mucho.

Avisador The Good Burguer

Y cuando ya te avisan para recoger el pedido, después de esperar, te dan esto:

Hamburguesa The Good Burguer 2

 

Hamburguesa The Good Burguer

Totalmente alejado de una pedazo de hamburguesa gourmet como dice el nombre de The good burguer, pequeñas, con pan nada especial, sin cortar bien y flojo de lechuga y carne.

Como dije, argumento de venta para captar clientes perfecto, plan comercial mejorable por no gestionar las expectativas del cliente.

A estas alturas del marketing necesitamos que nos cuenten la historia, el origen de la cadena, transmitir la pasión por las hamburguesas, conocer cómo se hacen, el origen de los ingredientes, indicaciones para compartir en las redes… Humildemente pienso que pueden mejorar en surtido y precios y rodear a la marca de otros valores emocionales.

Esto BurgerKing lo hace muy bien, con mensajes como The King grills here, o el tipo de ingredientes que usan. No es que sea especialmente fan de ellos, pero el marketing gastronómico lo hacen mejor.

Whooper Jr
Como resumen, los 8 consejos para elaborar el plan de marketing gastronómico en tu empresa que podemos sacar de este caso de estudio son:
1. Busca un argumento de ventas que te haga único
2. Comunícalo en todo lo que hagas
3. Cuenta la historia de la empresa, para añadir valores emocionales
4. Engancha a tus clientes con la pasión por tus productos
5. Revisa las expectativas de los clientes en cuanto a hábitos de consumo (precio y surtido)
6. Engancha a tus clientes para que compartan contenido en las redes.
7. Implica a todo el personal en la venta, todos son comerciales.
8. Realiza acciones para conseguir una base de datos potente de clientes.

Espero que os haya gustado, si es así, compártelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Post Navigation